19 agosto, 2007

El primer trabajador

¿Hay algo más tonto que enfermarse un fin de semana largo?
Creo que enfermarse en las vacaciones puede ser.
Estuve toda la semana sintiéndome un poco mal, con dolor en el cuerpo y dolor de cabeza, mocos y demás cosas tan agradables. Lo tonto de mi parte es que pude haber faltado al trabajo y quedarme en cama tapado hasta los ojos, atiborrado de Ibuprofeno y te con limón y hoy podría estar disfrutando a pleno de estos tres días de rascada de testículos.
Pero no. Mi estúpido sentido del deber me mandó concurrir a la oficina toda la semana, con malestar y todo, y a sabiendas de que algo así podía pasar.
En fin, ahora estoy con fiebre, dolor de garganta y sin ganas de nada.
Todo por cumplir con las "obligaciones" laborales. (Y por tomar frío, y por estar en invierno, y por ser tan flojito con las bajas temperaturas)
Otra cosa, si alguno se pregunta si me van a aumentar el sueldo, o nombrarme el empleado del mes o ascenderme, pues NO.
Y lo peor es que seguramente para el Martes estaré mejor y en condiciones de volver al trabajo como si nada.
Me vuelvo a la cama, respirando mocos y con un termómetro en la axila...
¡¡¡39º!!! Yo si que soy un bolu.......



No te entrgues

4 comentarios:

Erica Previ dijo...

Si, si, un verdadero nabo...

Stella dijo...

Bueno, tu recompensa será tu foto en un cuadrito colgado en la oficina del jefe con la etiqueta "empleado del mes"
Maravilloso, no? ;)

Dalma dijo...

Arriba!.
Pensa en que cuando te jubiles con 35 años de trabajo, en el discurso de despedida van a decir... "empleado honorable y ejemplar que vino a trabajar con fiebre un dia del 2007".
clap, clap, clap!..
Aplausos y toda la familia llorando de emocion!!!

Ay..ay..ay... no sigo porque se me hace un nudo en la garganta, mirá.

Tomás Münzer dijo...

Uh, me cagaron el Pri, yo sabía que no iba a durar para siempre. Son cosas que pasan, y lo tuyo también... qué le vamo'hacer